El Openbank Aspar Team acelera hacia la reanudación del Mundial

Los pilotos del Aspar Team y el Openbank Aspar Team vuelven a entrenarse sobre una moto para preparar el reinicio del Mundial del próximo mes de julio

 

Se cumplen casi tres meses del gran premio de Qatar, la primera carrera de la temporada, y última hasta la fecha, y poco a poco vuelven a rugir los motores. Los pilotos del Aspar Team de Moto3 y Moto2 y el Openbank Aspar Team de MotoE retoman poco a poco sus actividades habituales y han vuelto a subirse a sus monturas con la vista puesta en el próximo 19 de julio, la fecha planeada para reiniciar el Mundial.

Los pilotos del Openbank Aspar Team de MotoE fueron los últimos que pudieron disfrutar sobre la pista, con tres jornadas de entrenamientos en el circuito de Jerez – Ángel Nieto entre el 10 y el 12 de marzo, unos días antes de que se iniciaran las restricciones por la pandemia. María Herrera y Alejandro Medina han tenido que seguir entrenándose desde casa, algo que la toledana ha compartido con sus aficionados con directos de Instagram.

“He aprovechado para dedicar un poco de mi tiempo a todos los seguidores que querían hacer deporte conmigo y, siempre que he podido, he dedicado una hora de mi día a hacer un directo mientras me entrenaba. He sido más consciente de que me gusta compartir mi tiempo y mi pasión con todos, y he intentado animarlos a estar más activos”, explica Herrera, que en su tiempo libre en estas semanas ha aprovechado para pintar, cocinas y estar más con su familia, con quienes ha iniciado un huerto en casa.

La última incorporación del Openbank Aspar Team, Alejandro Medina, ha basado su preparación en casa en estos meses en el crossfit y el rodillo, pero desde que se han empezado a reducir las medidas de aislamiento para los deportistas de alto nivel, el joven piloto español ha empezado a entrenarse con una mayor normalidad, con la bicicleta de carretera y con una moto de enduro en una finca privada. Del mismo modo, su compañera de equipo María Herrera ha comenzado a entrenarse con una moto de flat track con la que llegar en forma al inicio de temporada.

El piloto de Moto2 Aron Canet volvió a la pista el pasado 27 de mayo, en el Kartódromo Internacional Lucas Guerrero de Chiva (Valencia), donde completó más de un centenar de vueltas en dos jornadas de entrenamientos. “Volver a pista después de tanto tiempo ha sido muy divertido. Es nuestra primera toma de contacto con la moto después de muchos meses, pero desde el primer momento he podido mantener un buen ritmo, incluso mejor que en la pretemporada”, destacaba Canet.

Su compañero de equipo Hafizh Syahrin, que se mantiene en su país natal, ha tenido que esperar hasta el 2 de junio para subirse de nuevo a una moto. “Había estado entrenándome en casa y había empezado a subirme a la bici de carretera, pero esto es diferente: hoy tengo una gran sonrisa, lo había echado de menos. He completado unas setenta vueltas, entrenándome con Zulfahmi Khairuddin, que también trabaja con jóvenes pilotos”. Syahrin ha tenido que combinar el parón en la competición con el Ramadán, que se ha desarrollado entre finales de abril y finales de mayo, algo que ha sido para él todo un reto.

El líder del Mundial de Moto3, Albert Arenas, se volvió a subir a una moto el 26 de mayo, y dos días después pudo entrenarse por primera vez en un circuito, en Barcelona, donde pudo revivir la sensación de velocidad por primera vez desde que cruzara en primera posición la línea de meta del gran premio de Qatar. “Estoy contento de volver a pilotar y volver a sentir lo que es ir en moto. Mentalmente estoy muy motivado, sobre todo después de la ausencia de adrenalina de estos meses, me ha sentado muy bien. Es lo que necesitaba. Toca seguir así, volver a coger la forma y el ritmo y competir pronto”, ha añadido.

El italiano Stefano Nepa, que durante el confinamiento solamente ha podido entrenarse con el rodillo y haciendo algo de ejercicio en casa, ha comenzado su preparación sobre la bicicleta de carretera y la mountain bike desde el pasado 4 de mayo, cuando empezaron a relajarse las medidas de confinamiento en su país. “Ahora, los fines de semana hago flat track. Ya estamos en una situación casi como la anterior al parón, lo único que me hace falta es una moto para poder volver a entrenar sobre el asfalto, que ya ha pasado mucho tiempo desde el 8 de marzo”, reconoce el joven piloto del Aspar Team de Moto3.

Esta segunda pretemporada permitirá a los pilotos llegar con las baterías cargadas a la primera cita del campeonato, que está programada para el fin de semana del 19 de julio. “Tendremos un campeonato muy intenso, sobre todo si repetimos carreras en algunos circuitos”, explica Albert Arenas. Por su parte, Aron Canet recuerda que “en Jerez hará mucho calor y serán unas carreras duras, por lo que en estas semanas tocará trabajar en la masa muscular y el ‘cardio’ para llegar preparados”. Su compañero Hafizh Syahrin, que ya está deseoso de volver sobre la Speed Up, espera que pronto mejore del todo la situación y poder así continuar centrados en la competición al máximo.