Quince grandes premios, un título

El piloto del Aspar Team, Albert Arenas, cierra un 2020 de ensueño repasando los quince grandes premios que le han llevado a ser Campeón del Mundo de Moto3

 

 

El año 2020 termina con el piloto del Aspar Team Albert Arenas como Campeón del Mundo de Moto3 después de una temporada atípica, con quince grandes premios en diez circuitos. Arenas repasa en esta entrevista, una a una, sus recuerdos en cada una de las carreras, desde las victorias de Qatar, Jerez o Austria a las decepciones de Barcelona o Valencia.

 

GP Qatar (victoria):

“Fue una descarga de adrenalina, cuando crucé la meta me acordé de todas las horas de entrenamiento, de todo el sufrimiento del año anterior, y pensé que realmente éramos los más fuertes”

 

GP España (victoria):

“Es la confirmación de nuestro nivel. Gano por primera vez un gran premio en casa, es una sensación especial que además supone mantener el liderato durante más tiempo”.

 

GP Andalucía (-):

“La primera parte del aprendizaje que necesita un piloto para forjarse como campeón. Hay veces que no se puede, hay que entenderlo y aprender a conformarse. Cuando menos te lo esperas, puede pasar lo peor”.

 

GP República Checa (2º):

“Una de mis mejores carreras. Fue un logro personal muy grande, después de estar un total de 36 horas haciendo fisioterapia tras la lesión de Jerez, poder conseguir casi la victoria fue increíble”.

 

GP Austria (victoria):

“Mi mejor carrera, mis mejores sensaciones”.

 

GP Estiria (5º):

“Aprendo a ser un gladiador en solitario. No sabíamos lo que era acabar fuera del podio este año, ya lo sabemos, y seguimos y aprendiendo”.

 

GP San Marino (-):

“Se empieza a sentir la presión y debo aprender a gestionarla si quiero dominar el Mundial”.

 

GP Emilia Romagna (4º):

“Me empiezo a sentir bien siendo líder, en la carrera y en el Mundial y empiezo a disfrutar sabiendo qué puedo llegar a conseguir. Este fin de semana pude quitarme la espinita de la carrera anterior”.

 

GP Cataluña (-):

“Una decepción enorme. Un piloto con el que estoy luchando por el Mundial se me lleva por delante y me deja sin opciones. Perdemos el liderato. No me preocupa en absoluto, y eso me hace sentir bastante bien”.

 

GP Francia (3º):

“Le Mans es un circuito que me trae buenos recuerdos. Recuperamos el liderato, demostramos que, si alguien lo quiere, va a tener que pelearlo duro, porque somos quienes llevamos el mando”.

 

GP Aragón (7º):

“Una más. Carrera en la que cogemos puntos, pero se nos escapan la victoria y el podio por quizá estar un poco pensando en no arriesgar demasiado. Fue una carrera rara. Hacemos trabajo de hormiguita hacia el título, como en el GP de Teruel”.

 

GP Teruel (4º):

“Fue una de mis mejores carreras, donde me sentí más fuerte. El resultado me daba bastante igual, quería disfrutar pilotando y liderando. Salí de allí con ganas de volver a luchar en las últimas vueltas por la victoria. Tenía ganas de revancha en la última vuelta”.

 

GP Europa (-):

“Un piloto que sale en carrera súper atacado, que no se juega nada, me da por detrás en un incidente en el que se cae uno de mis mayores rivales. Siento mucha impotencia, mucha rabia, porque habíamos vuelto a construir una distancia importante en el campeonato y se nos va. Nos quitan las opciones de aumentar la ventaja y de poder luchar en pista con nuestros rivales.

 

GP Valencia (4º):

"Es el retorno, el volver a demostrar que somos los dominadores en Moto3, que se enteren de quién manda".

 

GP Portugal (12º):

"Era un circuito nuevo para todos, en el que disfruté muchísimo. Todo pasa por algo. Somos campeones".